La cadena hotelera española con sede en Cataluña Serhs Hotels, rescatada recientemente por el Gobierno de España con un préstamo de 34 millones de euros Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), ha excluido la bandera española de sus hoteles.

Según desvela El Mundo, la hotelera propiedad de Jordi Bagó, empresario catalán que defiende abiertamente la independencia de Cataluña, evita enseñar la bandera de España en los estandartes de sus establecimientos, mientras que sí coloca la senyera (bandera oficial de Cataluña) y las de otros estados.

Protocolo de banderas en España
 

Según explicaba Carlos Fuente, director de estudios de Protocolo del Instituto de Gestión de Eventos y Comunicación (ISEMCO) de la Universidad Rey Juan Carlos, en una entrevista a Tourinews en 2017, en España, el sector hotelero no está obligado a utilizar la bandera española o la de otros estados, pero es una práctica atada a una tradición que comenzó por representar las nacionalidades de los clientes que más visitaban un hotel. Sin embargo, con el paso del tiempo esta tradición se ha desvirtuado, quedando como reclamo para que los turistas que visiten una ciudad o localidad identifiquen rápidamente un hotel por tener exhibidas múltiples banderas en su fachada o entrada principal.
 

Banderas en la fachada de un hotel

Banderas en la fachada de un hotel 

Según Fuentes, si un hotel situado en España utiliza la bandera española debe regirse por la ‘Ley 39/1981 por la que se regula el uso de la bandera de España’, que indica que el símbolo nacional debe ocupar el sitio de preferencia entre las demás enseñas. Así, en caso de que el número de banderas exhibido sea impar, la española debe ocupar el lugar central y más alto sobre las demás. Por su parte, si el número de banderas es par, la enseña debería ocupar uno de los dos espacios centrales, quedando en el de la derecha cuando la observamos desde atrás, es decir, mirando desde la puerta del hotel hacia la calle.

Además, el experto en protocolo aclaraba que, si alguna persona o ente denunciara el mal uso de la bandera española, esta práctica podría ser sancionable administrativamente, ya que se consideraría una ofensa a uno de los principales símbolos identificativos del país.

Asimismo, una incorrecta utilización de las banderas internacionales podría ir en contra del propio hotel, ya que algunos clientes se podrían sentir ofendidos por el sitio que ocupase la bandera de su país. Para evitar este tipo de situaciones desafortunadas, en España los establecimientos alojativos pueden seguir dos criterios para organizar las banderas que exhiben:

  • Criterio del Comité Olímpico Internacional (COI): establece que las banderas deben seguir el orden alfabético en el idioma del país anfitrión, en este caso, el español.
  • Criterio de la Organización de Naciones Unidas (ONU): establece el orden alfabético en inglés como sistema de disposición de las banderas.

 



 

El sector turístico pendiente de la SEPI
 

Con la ayuda recientemente obtenida por Serhs, esta es la lista de empresas ayudadas por la SEPI:

  • Ya han obtenido ayudaAir Europa (575 millones) Hotusa (241 millones), Ávoris (230 millones), Plus Ultra (53 millones) y Serhs Hotels (34 millones). 
  • Ya han pedido ayudaAir Nostrum (103 millones), Naviera Armas (100 millones), el grupo Wamos (70 millones), eDreams (65 millones), Hesperia (55 millones), Room Mate Hotels (52 millones),  Selenta Group (50 mill.), Senator (50 mill.), Abades (40 mill.), Grupo Juliá (37 mill.), Serhs (35 mill.), Soho Boutique Hoteles (32 mill.), Abba Hotels (30,9 mill.), Hotelatelier (25 mill.) y Pangea Travel Store (25 mill.).