Nuevo incidente dentro de la cabina de un avión, dos pasajeros emprendieron una lucha a puñetazos el pasado lunes cuando su avión, que cubría la ruta desde el aeropuerto tokiota de Narita (Japón hasta Los Ángeles (Estados Unidos), aún no había despegado.

Tal y como relató Corey Hour, el pasajero que registró la grabación, el hombre que llevaba una camiseta roja con motivos hawaianos agredió a un joven que estaba en su asiento sin motivo aparente y sin provocación alguna. Este primer gesto violento desencadenó una disputa a puñetazos ante el estupor del resto del pasaje: "El comenzó a gritar e intimidar a la gente verbalmente. Nada le provocó, simplemente ocurrió”.

Un miembro de la tripulación de cabina de la aerolínea japonesa All Nippon Airways trató de intervenir en la disputa, esquivando a duras penas los envites de ambos individuos: “El personal de la aerolínea hizo lo que pudo para apaciguar la situación y reaccionaron apropiadamente”, aseguró Hour cuando fue entrevistado por la CNN.

El pasajero de la camisa roja, en evidente estado de embriaguez, fue detenido, aunque esta pelea provocó que el vuelo se retrasase más de 90 minutos, por lo que ANA pidió perdón a sus pasajeros.

Últimamente abundan las imágenes de incidentes a bordo de aviones. Probablemente, parte de este aumento se deba a que los pasajeros portan sus dispositivos con cámara y es más fácil que nunca obtener constancia gráfica de los sucesos.  Sin embargo, diferentes colectivos de pilotos de Reino Unido y Holanda alertan sobre el incremento de la violencia en los aviones, siendo gran parte del mal comportamiento de los clientes provocado por el abuso en el consumo de alcohol.