El primer ministro de Egipto Yehia Rashid, ha anunciado un ambicioso plan de seis puntos con el que el país pretende alcanzar los 12 millones de turistas en seis meses. El plan comprende trabajar con los socios internacionales de turismo, asociarse con la aerolínea nacional EgyptAir para desarrollar nuevas conexiones y apoyar a las empresas low cost y chárter, mejorar la infraestructura turística mediante el apoyo a inversores, elevar la calidad de los productos y servicios turísticos, atraer inversión extranjera directa al turismo egipcio y desarrollar el turismo sostenible. Por otra parte, el plan no hace referencia a la seguridad, siendo este uno de los principales motivos de las cancelaciones de conexiones y escalas en Egipto. El número de visitantes extranjeros al país se ha reducido un 40% durante los cuatro primeros meses de 2016, respecto a los años anteriores